La naturaleza del verano

agosto 28, 2010

Título:  The Structure of Evolutionary Theory

Autor: Stephen Jay Gould

Editorial:  Harvard University Press

El Extremeño Juan Meléndez Valdés, natural de Ribera del Fresno, nos pintó una bonita estampa del campo Extremeño en su Epístola “El Filósofo en el Campo”.  El comienzo no puede ser más evocador:

"La Terrona"

Bajo una erguida populosa encina,

cuya ancha copa en torno me defiende

de la ardiente canícula, que ahora

con rayo abrasador angustia el mundo

tu oscuro amigo, Fabio, te saluda […]

Conocía Meléndez Valdés el clima veraniego de las dehesas extremeñas, y la natural predilección de los filósofos por el campo.  En términos amplios, este título que marca la epístola incluida en el volumen de editado por Francisco Rico de 1000 años de poesía española, y ya visitado en este blog, serviría perfectamente para definir al autor del libro de hoy.

Le nació a S. Jay Gould su afición a la naturaleza por una impresión profunda:  la provocada por restos de dinosaurios en una rutinaria visita al museo en su más tierna infancia.  Ahí surgió una vocación de paleontólogo, que en el futuro le permitiría considerar la teoría de la evolución desde un punto de vista diferente.

Gould ha sido un filósofo de la naturaleza.  Y el libro recoge “un gran argumento”, parafraseando a Darwin, sobre el trabajo de su vida:  la evolución y el Equilibrio puntuado.

Conocí a Gould por su tarea divulgadora (30 años colaborando con Scientific American en columnas mensuales).  Sus ensayos editados y publicados luego en volúmenes de divulgación científica no tienen precio.  Era pues inevitable acabar en la mayor obra de su vida.  Este inmenso libro de más de 1400 páginas hace un recorrido comentado por la Síntesis de la Evolución, presentando además las teorías propuestas por el autor en este marco científico.

Esculturas de arena

Esculturas de arena

Buen momento el verano para conocer más de cerca los orígenes de la vida.  Quizá los artistas del Algarve hayan pensado algo parecido, y por eso este año han rendido homenaje a la vida en sus múltiples formas, y al mismo Darwin, autor de las bases de una teoría unificadora sobre su origen.

Buen momento el de la canícula veraniega, para protegernos a la sombra de una encina como “La Terrona”, para hablar de ciencia, filosofía y naturaleza.

Contemplar las Perséidas en las noches estivales, o descubrir los satélites de Júpiter o los cráteres lunares bajo el prismático acompañados de versiones tan evocadoras como el MoonRiver de  Satchmo siempre añaden perspectiva a nuestro papel en la naturaleza.

Anuncios

Los dones

agosto 20, 2010

Título:  El último Don

Autor:  Mario Puzzo.

Editorial:  Grupo Correo de Comunicación

El término Don se ha asociado siempre a una cualidad natural, congénita, que permite a un individuo realizar alguna actividad con particular brillantez.  Don o “gift” han sido términos positivos que encerraban un tesoro, y que permitía al heredero -porque en términos genéticos, el portador recibe siempre información de sus progenitores- disfrutar alguna cualidad que en ocasiones le resolvía la vida, y que las más de las veces, era desconocida en los antecesores.

El Don en el libro de hoy también es título hereditario, y permite lucrarse bonitamente al individuo -y su familia- a costa del mundo.  Puzzo describe los entresijos familiares de la mafia, y sus tentaculares ramificaciones por múltiples empresas, incluida la decadente Hollywood.  Una pena constatar que el mundo se rige en gran medida por este tipo de dones, y que el público sustenta inevitablemente estos turbios negocios.

Los 7 dones

Sin embargo, los dones pueden tener diferentes orígenes.  Para los evangelistas, el Espíritu Santo es fuente de los mayores dones, y como regalos de Dios, deben estar al servicio del pueblo.

Para los genetistas, por otro lado, es indudable que la carga genética de un individuo -fuente de todas sus virtudes y carencias- son el fruto de las leyes hereditarias que se asientan en un grupo: su especie.  Sin la población, el conjunto de individuos que forman la especie, la evolución no funciona.  Coinciden en cierto modo las bases científicas aquí con las teológicas:  los dones que uno recibe en sus genes, son debidos no sólo a sus padres y abuelos, sino a toda la población que ha ido evolucionando de modo gradual.

Los estudiosos de la evolución artificial también son conocedores del hecho:  es imprescindible una población de individuos para que surja el líder, el más apto.  Así pues, el portador de los “dones” los debe a la sociedad que la dio la vida, y no es mérito propio ni de sus padres ni de sus parientes.  Sin el resto de su especie, él no existiría.  Bonita conclusión que en el fondo coincide con las bíblicas enseñanzas que nos llaman a compartir nuestras fortalezas con los demás.


Historias y vinos del verano

agosto 13, 2010

Título:  El emperador

Autor: Frederick Forsyth

Editorial: Grupo Correo de Comunicación.

Hace más de 10 años el grupo correo publicó la colección “Genios de la Narrativa Actual”, y como el verano es buen momento para leer este tipo de literatura de perfil bajo, esta semana me he endosado 2 libros de la serie.  Uno de ellos me fastidia enormemente, porque trata el corrupto mundo de las mafias, los ricos y Hollywood.  Mal negocio presentar como triunfadores a semajante caterva.

Vamos pues con el segundo, cuyo título, El Emperador, se refiere a una de las muchas historias que incluye.  En este volumen el autor recoge pequeños fragmentos que narran aventuras dispares a personajes varios.  Quizá la extrañeza del título me decidió a su lectura, Si el título hubiera sido Chacal, también de Forsyth lo hubiera obviado.  No es que tenga algo en contra de Forsyth, quien por cierto estudió un tiempo en la Universidad de Granada.  Es que los bestsellers me producen erupciones alérgicas.  Una pena que me pierda alguno bueno, pero francamente, la aclamación popular y las modas no me dan confianza.

Esta colección tiene otro fallo, aparte de seleccionar autores de bestsellers:  la pésima calidad de la edición, papel saldo, de lija casi, pasta blanda … pero supongo que poco más pueden medio regalar para que la gente compre los periódicos.

En fin, el libro de marras no está mal para el verano.  Entre otras historias, una de ellas verídica, nos cuenta la desventura de un pobre hombre al que un periodista pone a caldos en un artículo.  Y se pueden figurar cuales son las posibilidades de un paisano frente a un coloso en un juicio por difamación.  Los costos judiciales, la lentitud de los procesos, apelaciones, etc, permiten que en el mejor de los casos -ganar el juició- implique la ruina económica del demandante.

Ribera del Guadiana

Pero el buen hombre, después de consultar con su abogado, decide buscar algún resquicio legal para defender su honra sin llegar a la bancarrota.  Y la encuentra.  No se si el método es igualmente válido en nuestros lares, pero no estaría demás comprobarlo.  ¿Qué cual es?  Hombre, no voy a destripar este “Privilegio”, título del cuento.

Curiosamente hay también un buen vino de la Denominación de Origen Ribera del Guadiana con el mismo nombre, Privilegio, y viene a cuento por que hoy mismo ofrecía la Denominación una curiosa cata de “uvas” en Almendralejo, con más de 20 variedades disponibles.  Mi paladar no llega a tanto, aunque una de las que estaban presente, con nombre impronunciable, se vendimia congelada en Canadá; sí, eso, congelada naturalmente en la vid por el perro clima del país.  Y producen un vino que no podía llamarse de otro modo que Ice wine.

Bueno, pues nada, a seguir disfrutando de las historias de abogados de Forsyth y de buenos vinos, aunque sean de verano.


Historia de un soldado

agosto 6, 2010

Título:  1000 años de Poesía Española

Autor: Francisco Rico (ed)

Editorial: Planeta

La guerra y el amor.  El amor y la guerra son argumentos de la vida y la poesía.

Uno de los primeros textos poéticos escritos tratan de tan opuestas y contradictorias industrias.  En la Iliada nos muestra Homero los funestos resultados de un mal de amores que burla la ley, y sus consecuencias en una guerra histórica.

Curiosamente uno de los primeros episodios poéticos en castellano, narra la suerte del Cid, soldado que fue y líder en una época convulsiva.  Este magnífico romance viene recogido en esta recopilación notoria que recorre la historia de la poesía en nuestra península, comenzando por las jarchas, siguiendo con los romances, y acabando con las vanguardias del siglo XX.  La poesía quizá sea buen ingrediente para el amor, y antídoto para la guerra.  Como la música.

Hemingway en Italia

También música y guerra se han dado la mano con frecuencia.  Escribo este blog hoy, asistiendo con sana envidia en Almendralejo a un ensayo de Historia de un soldado, de Stravinsky, obra interesante para violín, contrabajo, fagot, trompeta, trombón, clarinete y percusión compuesta en 1917 y que incluye en su puesta en escena actores y teatro.

Los desmanes de la guerra han sido narrados, versados, o armonizados por narradores, poetas y escritores.  Cualquier mente lúcida abomina de la barbarie guerrera que domina el espíritu humano de forma recurrente a lo largo de la historia.

Stravinsky compone desde su exilio Suiza esta obra que evoca los desastres de la primera guerra mundial, aún en curso durante su estreno.  Nota de atención para el respetable.

Esperemos que estos jóvenes músicos con talento que hoy se reúnen para una primera lectura de la obra de Stravinsky, nos hagan pronto disfrutar de la obra, y nos permitan de nuevo valorar las artes y repudiar la guerra.