GECCO

Título:  Resumen Artículos GECCO 2013.

Autor:  Varios.

Editorial:  ACM.

 

Hace tiempo que los congresos decidieron ahorrar papel.  Ahora entregan pendrive y libro de resúmenes.  Pero el ahorro económico no implica reducción de tarifa.  Desconfíe de las compañías -telefónicas por ejemplo- que en pro de la sostenibilidad le cambian la factura en papel por su correspondiente modelo electrónico.  Ahorran en correos y papel, y consiguen que el cliente mire menos qué se les factura.  Algo parecido debieron pensar las organizaciones que soportan los congresos, menos papel, misma cuota de inscripción, más ganancias.

Congresos, como todo, los hay buenos y malos.  La pena es que en algunos casos la calidad del público no considere en su valoración general todos los elementos que lo componen.  Sin ir más lejos, Gecco se caracteriza por precio excesivo y menús ausentes.  En esta edición, por no salir de la norma, ni cena de gala como tal hubo.  Eso sí, las tres cervezas que nos brindaron, en un lugar emblemático de Amsterdam,  al módico precio de 50 euros (precio del tiquet extra para compañante) fueron amenizadas con música en directo.

Quizá fuera esto lo más reseñable del evento este año.  Desde que los Jukeboxes hicieron su aparición en los 50, los locales de diversión ahorran dinero a costa de los músicos profesionales y con el beneplácito de un público que parece no discernir cuando la música es auténtica y cuando es enlatada.  Antes o después el público despertará, y los músicos cobrarán razonablemente por su trabajo en vivo, regalando discos de vinilo a los asistentes a sus conciertos.  El vinilo está llamado a renacer, hoy que el poco valor que tenía el CD ha desaparecido en la nube.  El CD como producto, nunca existió.  Fue un timo a los músicos (que vieron como la copia de discos fue al fin posible), y al público, al que dieron gato por liebre.  El personal que no es tonto aprovechó el invento:  sonido de calidad fácil de duplicar.

El vinilo como producto icónico para tocadiscos clásicos se impondrá como bien personal, y la música en vivo como experiencia volverá a sustituir a DJs farsantes.

Esperemos que en el futuro GECCO pueda aprender de otros congresos en aquello que flaquea, y mantenga en otros aspectos la calidad que le caracteriza.  Por cierto que este año GECCO nos permitó otra novedad (presentada primero en IEEE CEC en Cancún, congreso que sí supo valorar su interés):  mostrar la obra XY, que resultó ganadora del concurso Arte, Diseño y Creatividad.

Esperamos mostrarla también en el Congreso Español de Informática en Madrid, en la tercera semana de Septiembre.  Una buena oportunidad para los que quieran conocer como creatividad artificial y humana se funden en un proyecto único.

Anuncios

One Response to GECCO

  1. […] Allá por Julio de 2012, me permitía compartir aquí mi visión sobre la vuelta del Vinilo.  Mis alumnos nunca estuvieron de acuerdo conmigo.  Generación digital por autonomasia, de pantallas táctiles, índices deslizantes y pulgares hyperdesarrollados, no hay más literatura ni música para ellos que la digital.  Pero la psicología humana me sirve de argumento para defenderme frente a sus ataques, y estas Navidades, el comercio electrónico en EEUU me ha dado la razón:  el aparato más vendido por amazon ha sido un tocadiscos clásico. […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: