Finzi

mayo 24, 2012

Título:  Five Bagatelles Op. 23.

Autor: Gerald Finzi.

Editorial: Boosey & Hawkes.

Aunque de origen italiano y cuna judía, Finzi se convirtió en exponente del movimiento británico y compuso con frecuencia para la liturgia cristiana.

Nacido en 1901, comenzó de joven sus estudios musicales con Ernest Farrar, y cuando esté emigró por la Guerra, y cuyo fallecimiento en el frente afectó profundamente a Finzi, continuó estudiando con Edward Bairstow en York Minster.

Gran admirador de Thomas Hardy y de la tranquilidad que la belleza del paisaje inglés le transmitía,  en 1922 publicó su primer trabajo, un ciclo de canciones para barítono y cuerda inspirado en los texto de Hardy.

Más adelante, y cansado del aislamiento rural, se trasladó a Londres y estudió con RO Morris, y con Ralph Vaughan Williams, quién dirigió el concierto de Violín de Finzi.  En esta época entabló amistad con otros músicos, destacando Howard Ferguson, cuya amistad mantuvo a lo largo de su vida.  Terminó en esta época la Severn Rhapsody que mereció el premio Carnegie Award.

En 1930 consiguió un puesto en la Royal Academy of Music, puesto que abandonaría más adelante al contraer matrimonio con Joyce Back.  Junto a su esposa trabajó por el reconocimiento del poeta y compositor Ivor Gurney.  También estudiaron y catalogaron música tradicional inglesa.

La segunda guerra mundial impidió el estreno de Dies Natalis, que probablemente le hubiera colocado como compositor de primer nivel antes de lo que realmente sucedió.

5 Bagatelas de FinziEl fin de la guerra, permitió que le llegaran una serie de importantes encargos, entre los que se incluye el Concierto para Clarinete, quizá su obra más conocida, por encargo de Frederick Thurston in 1949.

En 1951 fue diagnosticado de leucemia, con un pronóstico de entre 5 y 10 años de vida, hecho que no afectó su ritmo de trabajo.  Murió un 27 de Septiembre de 1956.  Destaca de esta última época un concierto con su obra en el Royal Festival Hall en 1954.

Su amor por los libros, que influyó en su obra notablemente, componiendo música para muchos de los poemas que tanto admiraba, le permitió reunir a lo largo de su vida 6000 ejemplares de literatura inglesa, que quedó depositada a su muerte en la «Finzi Book Room», en la Biblioteca de la Universidad de Reading.

Gracias al trabajo de su hijo Christopher, y de asociaciones como la Finzi Trust y Finz Friends, la obra de Finzi ha adquirido gran popularidad en el siglo XX.

La música de Finzi es de caracter triste y otoñal, quizá característica del clima y paisaje Inglés que representa, y con una capacidad notable para ajustarse a los textos que acompaña;  quizá por ello las canciones sean tan representativas en la obra de Finzi.


Cuatro pequeñas piezas

febrero 28, 2011

Título:  Fourt Short Pieces.

Autor:  Howard Ferguson.

Editorial:  Boosey Howkes.

Aunque Irlandés de nacimiento, podemos considerar a Howard Fergurson como Compositor Británico si atendemos al desarrollo de su carrera.

Nació en Belfast el 21 de Octubre de 1908. En una familia poco relacionada con la música, hijo de banquero, le fue permitido aporrerar un viejo piano Collard a edad temprana, y luego seguir clases con un pianista local, Frederick J. Sawyer. Tomó también clases de violín con el líder de la orquesta filarmónica de Belfast.

Ferguson.

El rumbo de su carrera está marcado por su participación en un concurso musical en Belfast en 1922. El ganador del concurso resultó ser el conocido pianista Harold Samuel, que, habiendo escuchado al adolescente Ferguson, propuso a sus padres adoptarlo como pupilo y llevarlo a Londres para que continuara su aprendizaje. El viaje y comienzo de los estudios fue preludio para su entrada en el Royal Collegue of Music en 1924, del que Samuel era profesor.

Ferguson estudió en su nueva etapa Composición con R. O. Morris, cuyas técnicas marcarían las obras futuras de Ferguson. Su estudio con Morris le permitió contactar con Gerald Finzi, que en la época estudiaba contrapunto también con Morris.

Las frecuentes crisis de confianza de Ferguson hicieron que sus primeras obras no hayan sobrevivido: entregó a las llamas sus primeras composiciones por considerarlas de poco valor.

Ferguson y Finzi desarrollaron una profunda amistad de la que quedó constancia en una abundante correspondencia. El interés general por la obra de Finzi, que murió prematuramente, es debido en gran parte al trabajo de Ferguson.

Ferguson trabajó como asistente de Myra Hess en la organización de los conciertos de la National Gallery.

Después de los años 30 se dedicó a la interpretación, junto con el pianista Denis Matthews, y también con el violinista Yfrah Neaman. A partir de los 50 comienza una etapa de composición por encargo, incluyeno una obra para la BBC con motivo de la coronación de la reina Isabel II (Overture for an occasion).

Son particularmente interesantes algunas composiciones pequeñas originadas en contextos de concursos y recitales amateurs, tales como Four Short Pieces for Clarinet o Three Sketches for Flute.